Como si fuera el día de la novia, se prepara paso a paso «La Catrina» se prepara para continuar la eterna danza, el eterno ritual de la elegancia y el glamour, así que la carne es consumida, la calavera se convierte en la figura eterna, misma que del otro lado es esta misma la que adorna, ennoblece y festeja en los cementerios de la vida después de la vida, donde esta etapa de la “vida” se convierte en una fiesta eterna, en la que el galanteo forma parte del ritual diario, y es justamente en este momento en que el Catrín viste sus mejores, elegantes y encantadores trajes a rigor, con sus sombreros más finos, en gran parte de las ocasiones el Catrín trae en sus ropas de gala un cierto lado irónico y humorístico que sin duda está presente en su vestimenta como un todo.
La Catrina se viste con enorme gala y vestidos que dejan ver de forma estilizada su eterna figura, vestidas siempre utilizando un elegante sombrero que se utilizó como distintivo de la alta sociedad al inicio del siglo XX, La Catrina tiene una función de «Memento Mori» destinado a recordar que las diferencias sociales no significan nada ante la muerte. En estos sombreros traen hermosos adornos decorativos, en la gran mayoría siempre adornados con las flores más aromáticas, recordando y trayendo a la memoria los más deslumbrantes aromas, remitiéndonos a momentos con nuestros seres queridos aquellos que ya se nos adelantaron en el camino de la vida y partieron para la eternidad, La Catrina tiene una representación católica dentro de la cultura popular mexicana.
Es la representación de un esqueleto de una dama de alta sociedad, una de las figuras y personajes más queridos y populares de la fiesta del día de los muertos en México y en el mundo, esta preparada para su mayor baile y ritual de fiesta, haciendo gala de su eterna y minúscula cintura, que en vida fue deseada y en muerte eternizada, entre sedosos y hermosos guantes, elegantes y enormes sonrisas que dejan clara su enorme feminidad y glamour. La Catrina es sin duda la más hermosa de todas las fases de la vida de una mujer, donde las celebraciones, fiestas y el tequila añadidos a los más exquisitos, deliciosos y finas cenas hacen la noche de gala, y es por la noche en que la muerte vuelve se vida y la vida se convierte en muerte… El día sólo existe para descansar y cuidar de la belleza para que la próxima noche brille espectacularmente de nuevo.
La Catrina de los toletes… La palabra Catrina es la variante femenina de la palabra Catrín, que significa dandi en español, son conocidos en todo el mundo en la celebración del día de los muertos en México, trayendo la cultura Mexicana, eternizada por décadas en obras de arte el arte de renombrados artistas, como Diego Rivera y José Guadalupe Posada que fue el precursor de esta tradición, siendo el grabador y caricaturista mexicano más célebre, por sus dibujos y grabados sobre la muerte, un apasionado por la caricatura humorística política, consolidó esta tradición por sus propias interpretaciones de la vida cotidiana y actitudes del pueblo mexicano, haciendo que estos esqueletos actuaran como gente común, donde esta elegante y huesuda mujer despreciaba y hacía temblar a los más importantes personajes políticos y sociales de México y el mundo.
En esta materia el Artista Plástico y presentador estelar de ESOTV Torrego, hace un maquillaje espectacular de Catrina y muestra el paso a paso de esta creación, en el rostro de la hermosa actriz brasileña Alcione Weizmann, quien en la lente del talentoso fotógrafo brasileño Donizeti Candido es simplemente majestuosa, mística, eternizada y linda de morir.

Deja un comentario