Algunas personas pueden argumentar que los medios sociales tienen consecuencias negativas, otras que es un elemento positivo en nuestras vidas. Podemos estar conectados con amigos en todo el mundo, podemos hacer nuevos amigos y conocerlos. ¡Eso es realmente algo increíble!
En el momento en que creamos un post y nos recompensamos instantáneamente con los “likes” obtenidos algo dentro de nosotros se siente en simplemente emocionado, podemos publicar una foto en instagram, con las hashtags ciertos empezamos a ver los likes entrando.

La dopamina es la sustancia química en nuestro cerebro asociada al estímulo y la recompensa / al centro de placer de nuestro cerebro, no es sólo sobre placer y recompensa, sino sobre el aprendizaje y la memoria, la recompensa de tener nuestra imagen publica y obtener un «like», post compartido o comentado es algo que nuestro cerebro capta, esto tiene un efecto de bola de nieve en nuestro cerebro y empezamos a tener un estímulo condicionado. Hemos definido la expectativa de una recompensa de cada publicación. La dopamina es liberada porque buscamos la recompensa, investigaciones muestran que más actividad ocurre en el cerebro cuando estamos anticipando una recompensa.

La dopamina y los medios sociales tienen otra relación. Incertidumbre / imprevisibilidad. Creamos un post, una imagen, con sagacidad y hashtags, pero lo que no podemos controlar, lo que no podemos saber es la respuesta que las personas tendrán.
Nosotros vemos comentarios y tal vez hasta ganamos algunos seguidores. ¿Pero que pasa si un post tiene sólo 15 likes?.

La dopamina se instala y en lugar de crear contenido que deja nuestra alma creativa respirar, la gente está más preocupada por el éxito de cada publicación, piense en el reciente éxito de muchos perfiles en IG, en los seguidores y en los likes que de un día para otros tienen, la mayor parte es un “éxito” falso o “comprado”, pero aún así eso también alimenta la dopamina como la fiera feroz que es, cuanto más usted usa más el cerebro más usted necesita esa sensación de “éxito”… ese disparo de dopamina que cada vez se convierte más adictiva.

Espero que usted tenga en cuenta lo que sucede, por qué y tal vez reflexione sobre lo que está pasando, tome un momento y no se preocupe de tanto por los “likes”.

Deja un comentario